EU

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto
X
RizVN Login



Número 222: mayo-junio 2017

INTIA reúne a más de 2.500 personas en un exitoso GENVCE 2017

 

 noticia-genvce 01 

La V edición de GENVCE 2017, celebrada en Orkoien (Navarra) los días 24 y 25 de mayo y organizada por INTIA, ha batido todos los records de participación en una cita para la transferencia e innovación en los cultivos extensivos de invierno. Más de dos mil profesionales del sector agrícola, de todas las Comunidades Autónomas, de Francia y Alemania, participaron en este evento de alcance internacional convirtiéndolo en el más multitudinario desde que comenzara a celebrarse, hace ya cinco años.

Han sido dos intensas jornadas con conferencias técnicas sobre temas punteros para el desarrollo cerealista y con demostraciones novedosas de las nuevas tecnologías de teledetección para la agricultura de precisión, con vuelos de drones para trazar mapas de prescripción. Quienes asistieron tuvieron la oportunidad de visitar más de 3.000 microparcelas experimentales de cereal y ver sobre el campo las principales innovaciones, con más de 700 variantes distintas entre nuevas variedades y técnicas de cultivo, lo que se convirtió en el principal atractivo de esta convocatoria.

El 24 de mayo abrió sus puertas la 5ª edición de las Jornadas GENVCE, un evento organizado este año por INTIA en Navarra. La inauguración fue presidida por la consejera de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local del Gobierno de Navarra, Isabel Elizalde, por la subdirectora general de medios de producción agrícola y OEVV del MAPAMA, Esther Esteban, y por Juan Manuel Intxaurrandieta, director gerente de INTIA. 

La consejera de Desarrollo Rural destacó el esfuerzo que han realizado GENVCE e INTIA, con el apoyo del MAPAMA y del Gobierno de Navarra, para hacer que estas jornadas sean hoy un escaparate de innovación ineludible. En este sentido, Esther Esteban indicó que desde el MAPAMA se realiza una importante labor de apoyo a estas iniciativas que son la base para la adopción de las últimas innovaciones y las nuevas tecnologías por parte de los agricultores que pueden ser deter- minantes para garantizar una buena cosecha y hacer frente a los múltiples problemas a los que se enfrentan a lo largo de la campaña agrícola. La consejera de Desarrollo Rural de Navarra aprovechó el acto de inauguración para entregar una placa conmemorativa que se ha encargado de recoger Francisco Flamarique en representación de los trabajadores de todas las fincas experimentales, y en particular de los de la red GENVCE, en reconocimiento de sus esfuerzos. 

Por su parte, el director gerente de la empresa pública INTIA, tras agradecer el apoyo de Caja Rural de Navarra en la financiación del evento y la buena acogida por parte del Ayuntamiento de Orkoien, resaltó lo que ha sido un récord para el certamen: las más de 3.000 microparcelas experimen- tales que se pudieron visitar, en las que se han ensayado más de 700 variantes distintas entre nuevas variedades y técnicas de cultivo, y citó como novedad las demostraciones en campo que incluían los llamativos vuelos de drones. 

 

El mejor de los escenarios, una parcela de 20 hectáreas sirvió de escaparate y demostración de la experimentación.

El mayor interés de quienes asistieron se centró en los ensayos de experimentación que se podían recorrer a lo largo de las Jornadas. Eran más de 3.000 microparcelas experimentales sobre una parcela de 20 hectáreas en las que se han probado, en 50 ensayos, más de 700 variantes de variedades y de técnicas de cultivos: comparación de variedades de cereales y fechas de siembra (de trigo blando de invierno y de primavera, trigo duro, cebada de ciclo largo y de ciclo corto, avena, triticale y centeno) o de otras especies alternativas a los cereales (quinoa, colza, camelina, haba, guisante, garbanzo o de especies forrajeras anuales); diversos ensayos sobre fertilización (tipos y dosis) y sobre tratamientos (herbicidas, fungicidas y estrategias contra roya amarilla); también se pudo observar cómo funciona una de las partes más importantes de todo cultivo, el suelo.

Otro de los atractivos de las jornadas fueron las demostraciones de vuelos de drones y de agricultura de precisión apoyada por teledetección que se celebraron por la tarde, con notable afluencia de público interesado. Estas técnicas, que cada vez están más al alcance de los profesionales, facilitan a los agricultores una perspectiva de su cultivo desde el aire, que les permite detectar las incidencias en campaña y realizar un manejo más eficiente de tratamientos fitosanitarios, fertilizantes, riego y una mejor gestión de su cosecha.

 

Conferencias técnicas en torno a 7 áreas temáticas punteras en el sector y más de 30 empresas expositoras.

Para ahondar en el “conocimiento”, se celebraron en las mañanas del 24 y 25 de mayo una serie de conferencias técnicas sobre temas punteros y de actualidad. El primer bloque estuvo dedicado a la roya amarilla y a las oportunidades y estrategias de los trigos de fuerza en España. El segundo bloque de las conferencias técnicas trató sobre el desarrollo cerealista en el sector ecológico (nuevos productos y nuevas demandas), la evaluación y caracterización varietal (nuevas tecnologías de teledetección), los servicios públicos de asesoramiento y transferencia para la innovación (el caso de las variedades y semillas) y la cebada maltera cervecera como cereal sostenible.

Paralelamente, más de 30 empresas de semillas, fertilizantes, fitosanitarios y tecnologías de experimentación expusieron sus últimas novedades en espacios reservados a tal efecto.

GENVCE es un proyecto compartido a nivel nacional, público-privado, en el que se muestra claramente el beneficio de la cooperación, en este caso en torno a la mejora genética, es decir, las nuevas variedades, como un instrumento de mejora e innovación continua del sector cerealista. La empresa pública INTIA es miembro activo de GENVCE y, desde hace más de 30 años, realiza actividades de experimentación en una amplia red de ensayos de campo. En este sentido, GENVCE e INTIA son sinónimos de innovación, experimentación, sostenibilidad y respeto por el medio ambiente vinculados a la producción vegetal. Esto y la excelente climatología disfrutada durante las jornadas ha hecho que Navarra haya sido, este año, un escenario idóneo para la celebración del evento.